Sus productos en conformidad en todo el mundo

ATEX – Atmósferas Explosivas

Una atmósfera explosiva se define como una mezcla de sustancias peligrosas con aire, en condiciones atmosféricas, en forma de gases, vapores, niebla o polvo en el que, después de la ignición, la combustión se propaga a toda la mezcla no quemada.

Estas condiciones se pueden cumplir en casi cualquier industria y las explosiones resultantes si no se controlan los peligros pueden causar graves daños a los trabajadores y las instalaciones, incluso la pérdida de vidas.

Dos Directivas europeas, comúnmente conocidas como ATEX, establecen los requisitos mínimos sobre cómo gestionar los riesgos derivados de atmósferas explosivas:

  • La Directiva 99/92/CE, también conocida como ATEX 137, establece requisitos para mejorar la seguridad en el lugar de trabajo, incluida la clasificación de zonas.
  • La Directiva 2014/34/UE, proporciona información sobre los equipos y las medidas de protección, como los Equipos de Protección Individual, destinados a atmósferas potencialmente explosivas, que requieren un marcado CE determinado.

Estas directivas se ponen en vigor en cada país de la UE a través de una reglamentación nacional.

Ya sea si usted es una empresa que busca evaluación sobre la aplicación de estas regulaciones o si es un fabricante de equipos destinados a atmósferas potencialmente explosivas, nuestros expertos pueden evaluar sus actividades y proporcionar orientación sobre las necesidades específicas para cumplir con las Directivas ATEX.

¿Tienes dudas o necesitas asistencia?

+34911371170